MiBetta.com
Inicio arrow Reproducción del Betta Splendens  
sábado, 01 de noviembre de 2014
Reproducción del Betta Splendens PDF Imprimir E-Mail


REPRODUCCIÓN DEL BETTA SPLENDENS

    En primer lugar me gustaría explicar como se reproduce el betta esplendens, y luego comentar las condiciones que debemos reunir para conseguir dicha reproducción.

    Primero hay que decir que el betta hace un nido de burbujas con su saliva en la superficie, de unos 5 centímetros de largo y unos 3 o 4 burbujas de espesor, cuando el nido esta finalizados es señal de que el macho esta preparado, y entonces puede empezar el cortejo nupcial. En este momento el macho se sitúa debajo del nido e invita a la hembra a acompañarlo. Si la hembra esta preparada, tras la mucha insistencia del macho, esta le acompañara hasta situarse debajo del nido de burbujas.

betta macho construyendo nido de burbujas

    Cuando la pareja se encuentra debajo del nido, el macho abraza a la hembra, apretando con su cuerpo el abdomen de la hembra, con lo cual saldrán unos cuantos huevos de color amarillento, que son fertilizados por el macho.

    Los huevos caen al fondo, donde son recogidos por el macho que los introduce en el nido de burbujas. En ocasiones la hembra también recoge los huevos y los deposita en el nido. Este acto se repetirá bastantes veces, y algunas hembras pueden poner alrededor de 400 huevos, esto dependerá de la edad de la hembra, del tipo de alimentación que le proporcionemos, ...

    Una vez que termina la puesta es el macho el encargado de cuidad la freza, recogiendo los huevos que se caen del nido y los alevines que se caigan una vez nacidos.

    A las 30 hora mas o meno (influye la temperatura y otros factores) los alevines nacen, y se puede observar por debajo del nido una infinidad de diminutas colas. Este es el peor momento para el macho, pues no cesara en su empeño de recoger a los alevines que caigan y meterlos otra vez en el nido. Durante estos días, el macho casi dejara de comer, y su única preocupación será la de cuidar de la freza. Ni que decir tiene que si de por sí el macho es agresivo, cuando esta cuidando de la freza se torna aun más agresivo, por lo que es muy importante que la cría se haga en acuarios separados, en los que podamos dejar al macho solo con sus alevines.

alevines con tres semanas de edad

    Los alevines permanecerán en el nido durante dos o tres días, durante los cuales solo serán capaces de nadar en vertical, pero a partir del segundo o tercer día, podrán nadar horizontalmente, y esto será un incordio para el macho, pues se volverá loco recogiendo alevines y metiéndolos en el nido. Es un buen momento para separar al macho y dejar a los alevines solos.

alevines con un mes de edad

    Acaba la labor del macho, pero empieza la nuestra, que es la etapa más difícil, tendremos que cuidar el agua, y proporcionar comida apropiada para los alevines.

alevín con dos meses de edad



    CONDICIONES DEL ACUARIO Y DE LA PAREJA ESCOGIDA PARA LA REPRODUCCIÓN DEL BETTA :

    1°) Debemos escoger una pareja que goce de vitalidad, porque nuestro éxito dependerá en gran parte los padres escogidos.

    Si escogemos unos buenos padres, el numero de huevos de la freza será mayor, y cuando nazcan los alevines, un mayor numero de esto podrán sobrevivir.

    También es importante que nos fijemos en las características de los individuos reproductores, pues los hijos serán normalmente una replica o mezcla de los padres en lo que a las aletas, colores, formas se refiere.

    Para que la pareja goce de una salud impecable, los tendremos que alimentar previamente con una buena alimentación, en la que debemos incluir alimento vivo (larvas de mosquito, pulgas de agua ...)

    2°) El tamaño del acuario ha de ser de unos 20 litros, pero la altura del agua no ha de ser superior a 15 centímetros, pues entonces la tarea del macho de recoger los huevos o los alevines se haria aun más dura. la temperatura debe rondar los 26 grados, en el suelo no debe de haber nada, puesto que el macho tendrá que recoger los huevos, y si el suelo esta limpio el macho los encontrara mejor.

    La altura de agua ha de ser de unos diez centímetros, para facilitarle al macho la tarea de bajar a por los huevos que la hembra expulsa y los huevos que se caen del nido.

    La aireación y el filtrado han de ser muy suaves o nulo. Si se ve que se crean corrientes, es preferible no filtrar ni airear, de lo contrario se podría destruir el nido.



    PASOS A SEGUIR PARA LA REPRODUCCIÓN:

    Ya sabemos como se reproducen los betta, y también sabemos las condiciones del acuario para conseguir la reproducción, ahora vamos a explicar paso a paso lo que hay que hacer para tener éxito.

    Lo primero que haremos es escoger un macho que goce de buena salud. lo introduciremos en un acuario de unos 10 litros, (es lo aconsejable, pero yo he conseguido criar en acuarios mas pequeños, lo dejo a vuestro gusto), con una temperatura que ronde los 26 grados, que no haya corrientes y que el fondo se encuentre limpio de chinas y otros elementos.

    Es importante decir que los ejemplares que escojamos para la reproducción, han debido ser preparados previamente con una inyección de vitaminas, dándole comida viva y rica en proteínas.

    Hay quien recomienda que se introduzca plantas flotantes para ayudar al macho en la creación del nido, pero yo creo que no es tan necesario.

    Situaremos dos o tres hembras que estén preparadas junto al acuario del macho, o bien en parideras o algún tipo de recipiente dentro del acuario del macho, pero que el macho no pueda tener contacto con ninguna hembra.

    Para saber si una hembra esta preparada, debemos de observar su abdomen, pues este estará algo hinchado, y al final de este podremos ver una especie de burbuja o bulto amarilla, señal inequívoca de que esta preparada.

betta hembra preparada para la reproducción

    Una vez que tenemos el macho con las hembras alrededor, es cuestión de esperar a que el macho elija a una de ellas y se ponga a construir el nido. Si por alguna circunstancia, el macho no hiciera el nido, podemos incentivarlo, situando otro macho al lado, entonces se iniciara una pelea para ver quien construye el mejor nido.

    Cuando el nido este construido, introduciremos a la hembra que el macho ha escogido, esto lo sabremos observando al macho, pues el se contonea delante de su elegida, moviendo las aletas y desplegándolas.

    Una vez introducida a la hembra, las demás hembras se retiraran, dejando solos a la pareja. Es aconsejable introducir alguna planta en alguna esquita, u otro tipo de refugio para la hembra, pues el primer día la hembra no se mostrará tan receptiva como el macho desearía, y este en ocasiones la atacara.

    Podemos observar, que el macho se sitúa debajo del nido y se contonea y despliega las aletas, y la hembra se muestra poco receptiva, no os preocupéis, es normal, incluso el macho cabreado perseguirá a la hembra, cosas de parejas.

    Lo normal es que al día siguiente la hembra se muestre más receptiva, y tras algunas llamadas del macho desplegando todo su armamento de aletas, esta acuda debajo del nido acompañando al macho en el cortejo.

    Llegamos a la parte que para mi gusto es la más espectacular. El macho rodea con su cuerpo a la hembra, y aprieta en su abdomen, con lo que la hembra expulsa uno pocos huevos (de 5 a 30), de color amarillento, que son fertilizados por el macho instantáneamente. Tras quedar por unos segundos como muertos, el macho se apresura a coger los huevos con la boca y introducirlos en el nido. En ocasiones la hembra ayuda al macho en la tarea, pero lo normal es que mientras que la hembra se recupera del esfuerzo el macho los recoja todos.

    Así seguirán durante unas horas (de 2 a 4 horas). Una vez que terminen la hembra se alejará del nido y el macho se quedara debajo cuidando de el, cogiendo cualquier huevo que se caiga y reparando el nido cuando este se deteriore.

    Es un buen momento para sacar a la hembra, pues además de que podría comerse los huevos, el macho podría atacarla y matarla.

    Si todo marcha según lo previsto, a las 30 horas mas o menos saldrán los alevines, pudiendo observar debajo del nido, un sin fin de diminutas colas, que pronto empezaran a caer del nido, complicando aun más la tarea del macho, que no cesara en la tarea de bajar a por los que se caigan, recogerlos, subir y meterlos dentro del nido, y otra vez para abajo.

    Los dos primeros días, los alevines nadaran verticalmente, pero a partir del tercer día, empezaran a nadar horizontalmente, y el macho no podrá cogerlos a todos y meterlos en el nido, entonces es el momento de separar al macho, y dejar a los pequeños solos.

    Si queremos utilizar otra vez a los mismos peces para la reproducción, debemos dejarlos unos 10 días para descansar y darle una buena inyección de vitaminas, y tras esto vuelta a empezar.

    En lo que a los alevines se refiere, empieza la tarea más dura, que es la de proporcionarle comida. los tres primeros días se alimentaran de su propio saco, pero después hay que darles comida que ellos puedan tomar. Esto se explicara en la sección ALIMENTACIÓN Y CUIDADO DE LOS ALEVINES.



    Si dudas en algo, no dudes en ponerte en contacto a través de mi correo: Esta dirección de correo electrónico está protegida contra los robots de spam, necesita tener Javascript activado para poder verla

 
Imágenes al azar
dsc_241.jpg
Usuarios 23106 Registrados
1485 Este mes
Usuario Último: JPorcelli
Webdesign by Webmedie.dk Webdesign by Webmedie.dk